Rumbo a las elecciones en Chihuahua 2021

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Poulet Padilla Ruvalcaba

La contienda electoral de este año será un proceso histórico para el país, no únicamente por el número de cargos que se renovarán, sino que también por la situación sanitaria recurrente; unas elecciones donde el papel de las redes sociales y los medios de comunicación serán estratégicos para las campañas y sus posteriores resultados.

            La entidad federativa de Chihuahua forma parte de los estados que este año eligen nueva administración para la gubernatura, al igual que 67 presidencias municipales con sus respectivas sindicaturas, 714 regidurías y 33 diputaciones, de las cuales 22 serán por mayoría relativa y 11 por representación proporcional.

            De acuerdo con el Instituto Estatal Electoral de Chihuahua (IEE Chihuahua), el plazo de precampaña para gubernatura fue del 23 de diciembre 2020 hasta el 31 de enero del presente año, así como que este plazo para ayuntamientos y diputaciones fue del 9 al 31 de enero. Asimismo, el plazo de campaña para la gubernatura arrancó el 4 de abril y culminará el 2 de junio, a escasos días de la elección, al igual que la campaña para las diputaciones y ayuntamientos comenzará el 9 de abril y culminará en la misma fecha que la campaña para gubernatura.

            Por otra parte, estas elecciones son características por la cantidad de candidatas femeninas para puestos de elección popular, como bien se refleja en el caso de Chihuahua donde tres de las cinco candidaturas para la gubernatura del estado son ocupadas por mujeres.

            Las bancadas y coaliciones que contienden por la gubernatura de Chihuahua se encuentran en una competencia bastante reñida, principalmente en los primeros lugares que, de acuerdo con las encuestas: Mitofsky, Massive Caller y El Financiero, se ubica a María Eugenia Campos Galván, de la coalición “Nos une Chihuahua” (PAN, PRD y Nueva Alianza), y a Juan Carlos Loera de la Rosa, de la coalición “Juntos Haremos Historia en Chihuahua” (PT y MORENA), con la ventaja en las encuestas con un promedio de 32.9 y 33 puntos porcentuales respectivamente. De igual manera, la candidata Graciela Ortiz Gonzáles del PRI se encuentra en tercer lugar con 10.4 puntos porcentuales. También contienden en esta elección Brenda Ríos Prieto (PVEM) con 7.8% y Alfredo Lozoya Santillán (MC) con 2.3%. Sin embargo, es importante tomar en cuenta que, en este punto de la contienda, un 20.8% del padrón aún se encuentra indeciso en cuanto a su voto para el 6 de junio.

            Resulta interesante el rumbo que tomarán las elecciones de este año en Chihuahua, pues siendo este un actualmente Panista, capta la atención que la coalición del Partido del Trabajo y el Movimiento Regeneración Nacional se encuentren en una posición líder en cuanto a las intenciones de voto del padrón chihuahuense. No obstante, debe tomarse en cuenta la trayectoria y popularidad de la candidata de la coalición “Nos une Chihuahua”, quien ocupaba el cargo de presidenta municipal de la capital del estado.

            De igual manera, es necesario denotar que la candidata María Eugenia Campos no únicamente se encuentra en el foco de atención por ser contendiente a la gubernatura, sino que en los últimos meses se ha visto envuelta en un escándalo, tras ser vinculada con la “nómica secreta” del exgobernador César Duarte por nueve millones de pesos. La firma de la candidata fue autenticada en 34 recibos de la dicha nómica; no obstante, han existido declaraciones por parte de la notaría encargada, que asegura no haber certificado tales documentos.

Mientras la contendiente a la gubernatura chihuahuense es acusada por el delito de cohecho, distintos medios y autoridades debaten la responsabilidad de Maru Campos ante tales acusaciones: ¿es responsable del delito o es víctima de falsas acusaciones? Mientras tanto, la contendiente se mantiene firme en cuanto a su candidatura, como afirmó en sus redes sociales el pasado 2 de abril, “esta vinculación no es una sentencia y por eso no afecta mis derechos a votar y ser votada, por lo que entraremos con mucha confianza y fuerza a la campaña electoral”.

            Por otro lado, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad (ENVIPE), llevada a cabo por el INEGI el año pasado, el estado de Chihuahua refiere a sus mayores problemas, siendo la inseguridad el mayor problema que enfrenta el estado, seguido de la salud y la corrupción.

            Es evidente que la sociedad mexicana, sin exentar al estado de Chihuahua, se encuentra en un momento desafiante, comenzando con la contingencia sanitaria provocada por la pandemia de SARS-CoV-2, que ha traído consigo cambios determinantes a la cotidianidad mexicana, detonando una crisis económica severa y resaltando la inseguridad e incluso violencia en el país; retos que los gobiernos entrantes deberán afrontar. Asuntos que claramente repercuten en el proceso electoral de este año, donde las planillas contendientes presentarán sus propuestas para invitar al voto y definir el rumbo del futuro de México.

Referencias: Aristegui Noticias (2 de abril del 2021). Vinculan a proceso a Maru Campos por ‘nómina secreta’ de César Duarte; ‘No me rindo’, responde.